CONSULTORIO‎ > ‎Guía para Avales‎ > ‎

¿Qué pasos hay que seguir para tramitar un aval?

En primer lugar, a la hora de pedir un aval, la entidad financiera exige un estudio completo de la situación patrimonial y la solvencia económica del solicitante.

Además, debe saber que el proceso de aprobación del aval está gravado con una serie de comisiones bancarias, en las que rige lo pactado entre la entidad y el cliente.

Es conveniente saber que el principio general que dice que las tarifas de comisiones bancarias publicadas por las entidades son las máximas que se pueden percibir de los clientes, no rige en el caso de los avales.

En este caso las tarifas son orientativas. A continuación las comisiones se cobran en tres gestiones:

  • Estudio de la operación, que es un porcentaje sobre el importe solicitado, con un mínimo por operación.

  • Apertura del aval, un porcentaje sobre la cuantía del aval con un mínimo.

  • El riesgo, se fija como un porcentaje del importe del aval pero depende de factores como el plazo y el tipo de aval o el riesgo que la entidad asume. Esta comisión tiene un carácter periódico y se cobra generalmente cada trimestre.

No se ha podido encontrar la URL de especificaciones de gadget.